¿Me pueden multar si me disfrazo de policía o de otro agente de la autoridad durante el Carnaval?

disfrazDisfrazarse de policía en carnavales o en cualquier otra fiesta es habitual y divertido y no constituye ningún delito ni infracción, ahora bien no se te debe subir a la cabeza por mucho uniforme y esposas que te pongas.

Lo que es delito es hacerse pasar de verdad por un agente de policía con alguna intención delictiva (estafas, robos, etc…) o simplemente por hacer “la gracia” identificarse como tal ante otras personas. Debido a ello no se permite la venta a particulares de uniformes reales o de réplicas exactas de los mismos. Ojo también a las replicas de armas de fuego, si pueden dar lugar a equivocación o engaño por su parecido con las reales. Los agentes de la autoridad se las podrán retirar.

En Carnaval la seguridad también es lo primero

CARNAVALDurante estos días en los que se desarrollan numerosos desfiles, pasacalles, concursos, cabalgatas, chirigotas, tablaos, conciertos o espectáculos de fuegos artificiales, la Policía Nacional difundirá también una serie de tuit-consejos a través de su perfil en Twitter @policia, bajo el hashtag #carnavalseguro,  con el objetivo de concienciar a todos los ciudadanos de unas pautas de seguridad para disfrutar de un carnaval divertido pero seguro.

Recuerde que cualquier actividad, fiesta o celebración pública debe contar con la autorización administrativa y cumplir las normas de seguridad. Durante estos días hay programadas numerosas cabalgatas, desfiles y comparsas. Mantenga una distancia mínima de 2 metros del paso de las carrozas.

No se ubique en callejones sin salida o sitios de difícil evacuación. Ten prevista siempre una vía de escape en caso de peligro.
Una fiesta de acceso público debe contar con servicio de seguridad, salidas de emergencia indicadas y cumplir normas de seguridad. Conoce cuáles son y cuál es el itinerario marcado en caso de emergencia.

¡Ojo a la pirotecnia! No compre petardos, bengalas o cohetes en establecimientos no autorizados, úselos en lugares abiertos y respetando las distancias de seguridad. Evita riesgos innecesarios.

Asegúrese de que su disfraz, máscaras y pinturas de carnaval cumplen los requisitos de la CE, no contengan materiales inflamables o que puedan provocar alergia, asfixia o estrangulamiento. Si cree que está en riesgo o situación de inseguridad, mantenga la calma y siga las instrucciones indicadas por los organizadores o Cuerpos de Seguridad.

Si se produce un altercado o acto violento, intente alejarse del lugar e informar a la Policía de lo que sucede. No lleve objetos o materiales que puedan poner en peligro su integridad o la de terceras personas, como botellas de cristal o palos.

El consumo de drogas no sólo es muy dañino para la salud, si se hace en vía pública es motivo de sanción y el tráfico de estupefacientes es delito. Compruebe en la etiqueta de su disfraz la edad recomendada, las instrucciones y advertencias en su utilización. Un disfraz inadecuado puede convertirse en una trampa. Ante problemas de seguridad llame al 091 y evite siempre la violencia. Nunca es el fin, sino el principio de otros problemas. Ante todo, respeto y calma.

Los desfiles y cabalgatas de carnaval concentran a un gran número de personas, algunas amantes de lo ajeno. No acuda con objetos de valor. Si se traslada en coche al lugar de la fiesta, apárquelo en zonas de tránsito y luminosidad. No deje nunca objetos de valor en lugares visibles.

En aglomeraciones y con niños pequeños, póngale el número de teléfono del adulto que le acompaña visible… (incluso escrito en su mano).