Consejos para evitar ser víctimas de un delito al sacar dinero del cajero

cajero.jpgCuando se disponga a utilizar los servicios de los cajeros automáticos observe antes a su alrededor por si hubiese personas sospechosas que pudieran apropiarse del dinero obtenido. Si tiene dudas respecto de determinadas personas, no utilice el cajero en ese momento y diríjase a otro.

Si a la hora de retirar dinero en un cajero automático usted ha operado con toda normalidad pero a la hora de recoger el dinero por la ranura de entrega éste no sale no se confíe ni se retire del cajero, alerte si puede a los empleados del interior en horario de oficina sin apartarse en exceso o llame al teléfono de asistencia del banco o entidad financiera que suele ir impreso en el reverso de la tarjeta de crédito o débito. En ocasiones los delincuentes instalan un cepo metálico o plástico en la ranura de entrega de dinero y solo tienen que esperar a que el afectado se retire para acercarse retirar la pletina y hacerse con el dinero que el cliente realmente acaba de extraer.

Compruebe también antes de comenzar a operar que el teclado no se encuentra suelto o da la impresión de encontrase superpuesto, otra de las técnicas es instalar un teclado falso encima del original junto con un lector falso de tarjetas también superpuesto para poder obtener conjuntamente el número pin secreto y la información de la banda magnética de la tarjeta para proceder acto posteriormente a la clonación de la misma.

En los casos más elaborados se han llegado a encontrar pequeñas micro cámaras instaladas en la zona sobre el teclado, justo encima de la pantalla ubicadas gracias a un pequeño taladro con la intención de poder grabar u observar el número secreto tecleado. Ante cualquier duda sobre una posible manipulación del cajero no lo dude y avise al 091.
En la foto se puede apreciar un cajero modificado.