La Policía Nacional celebra la festividad de sus patrones, los Ángeles Custodios

El próximo jueves el Cuerpo Nacional de Policía celebra en toda España el día de los Santos Ángeles Custodios, patronos del cuerpo en un día en el que los policías nacionales se visten de gala para conmemorar la festividad de su patrón y para compartir una jornada festiva con sus compañeros, amigos, familiares y con el conjunto de vecinos y ciudadanos de las ciudades y municipios donde prestan servicio, día en el que se hace entrega de las medallas al mérito policial a agentes que se han destacado por una excelente y continuada labor durante toda su trayectoria profesional, o policías que han llevado a cabo acciones de relevancia durante el último año que merecen el reconocimiento y aplauso por parte de sus compañeros.

Pero también es una jornada en el que los policías nacionales reafirman su vocación de servicio y entrega a la sociedad con el objetivo de que en ellos los ciudadanos encuentren auxilio y refugio si sufren cualquier incidente o necesidad y de trabajar para que todas las personas puedan desarrollar su vida en un necesario entorno de libertad y seguridad sin tener que sufrir el miedo y la indefensión que causan las acciones de las personas que no respetan a las demás personas; es decir los delincuentes.

Prevenir, evitar y en su caso perseguir y poner ante la Justicia a los autores de infracciones criminales así como ofrecer ayuda y auxilio a cualquier ciudadano que lo necesite y mantener las reglas básicas de convivencia que el pueblo español democráticamente se ha otorgado, manteniendo el necesario equilibrio entre libertad y seguridad. Son los objetivos por los que trabajan día a día todos los hombres y mujeres que componen el Cuerpo Nacional de Policía.
La vocación de servicio, la dedicación y el compromiso con los ciudadanos seguirán ayudando al Cuerpo Nacional de Policía a abordar con éxito los desafíos que afecten a la seguridad de todos que nos pueda deparar el futuro.